¿Por qué hay muchos profesionales que venden humo?

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Pinterest
Email

Uno de los temas que más suelo conversar con colegas y clientes es acerca de los llamados «Vende humo», es un tema de vital importancia y sinceramente no es para menos, cada industria tiene los suyos…

¿Qué significa ser vende humo?

Quizá es la primera vez que escuchas este termino, pero en esencia un vende humo es alguien que vende resultados inalcanzables, que engaña con promesas muy atractivas para cerrar clientes.

Podría decirse que un vende humo tiene las siguientes condiciones:

  • Venta de ofertas que cuentan con promesas irreales
  • Productos y/o servicios de mala calidad
  • Falta de capacidad para dar los resultados pactados
  • Trucos de manipulación en el proceso de comunicación y ventas

¿Por qué hay muchos profesionales vendiendo humo? 

La respuesta a esta pregunta es compleja, hay muchos factores, pero quizá el más común es la necesidad de cerrar clientes a toda costa o en otros términos, la necesidad de pagar las cuentas a fin de mes.

Vivimos en un mundo donde cada día hay más competencia, más exigencia y se requieren mejores resultados para poder competir, pero llega un punto, donde los resultados deseados con los recursos disponibles se vuelven prácticamente inalcanzables y es ahí donde caben las promesas maravillosas, cual producto milagro de la TV.

Quiero aclarar algo, muchos de estos profesionales que van por la vida con promesas milagro, no llevan una mala intención, en verdad quieren ayudar y poderse ganar la vida, sin embargo, ilusionan con resultados que tristemente son poco probables. 

Muchos de mis clientes, vienen conmigo con servicios o cursos online hechos, llenos de contenido de altísima calidad, capaces de brindar una transformación muy interesante, pero a veces cuando hacen su promesa exageran un poco, es allí dónde viene mi responsabilidad para ayudarlos a que se centren en promesas que si pueden cumplir.

Recuerda que lo más importante siempre será cumplir lo que prometes, así vas a poder estar en paz contigo y tener una reputación maravillosa.

¿Cómo saber si estoy vendiendo un poco de humo?

Es normal que cuando es tu proyecto todo te parezca maravilloso, también es normal que a veces perdamos un poco el piso, somos humanos y nos equivocamos, por otro lado, es posible que estes haciendo algunas cosas mal en tu estrategia de comunicación y ventas, mismas que te hagan parecer un vende humo, cuando realmente eres un profesional muy bueno, capaz de brindar resultados.

Para saber si estás vendiendo humo debes preguntarte lo siguiente:

  • ¿Mi comunicación y proceso de ventas va de acuerdo a los resultados ofrecidos?
  • ¿La mayoría de las veces se cumple mi promesa principal?
  • ¿Mis clientes quedan satisfechos?

¿La mayoría de las veces se cumple mi promesa principal?

Si tu promesa principal, tu argumento de ventas, tu garantía de resultados se cumple la mayor parte de las veces entonces ¡Felicidades! No estás vendiendo humo, vas por buen camino, si por el contrario, normalmente la gente no llega a los resultados que tu prometes, entonces hay que revisar a detalle esa promesa y/o quizá el servicio/producto que ofreces.

no seas vende humo
Recuerda que la clave del éxito es cumplir lo que prometes.

¿Cómo puedo hacer buen marketing sin humo?

Este artículo da inicio a una nueva etapa de mi newsletter en linkedin, puedes inscribirte dando click aquí: Comunidad «Vende High-Ticket», antes Marketing sin Humo, la intención principal es compartirte buenas prácticas de marketing y ayudarte a que consigas clientes, sin necesidad de trucos o promesas inalcanzables.

Actualización

El newsletter ahora está bajo el nombre de «Vende High-Ticket», esto debido a que la promesa principal se ajusto para enseñarte a generar ventas y escalar con ofertas de alto valor, creando promesas alcanzables que generen grandes transformaciones en clientes.

Al contrario de lo que muchos piensan, el problema de quienes caen en la categoría de “vende humos” es la falta de congruencia de su promesa con su producto o servicio, en realidad muchos de ellos tienen productos y/o servicios de calidad, que cumplen muchas cosas, simplemente no cumplen lo que prometen y eso está fatal.

 3 Pilares básicos para hacer buen marketing 

 Hay 3 pilares básicos para hacer un marketing sin humo, vender lo que vendes, prometer lo que puedes cumplir y tener clientes satisfechos la mayoría de las veces. 

1-   Audiencia: Tener muy definido el perfil de tu cliente ideal, te ayudará a entender a fondo sus objetivos y problemas comunes, a partir de ello es posible trazar un producto y/o servicio que solucione problemas o ayude a alcanzar alguno de los objetivos, básicamente es hacer el match perfecto entre audiencia y producto.

2-   Oferta: Crear una oferta clara y que genere transformación es vital, sin embargo, esa transformación necesariamente debe ser la prometida y cumplirse la mayoría de las veces. El producto o servicio ofertado debe enfocarse en la audiencia en todo momento, resolver uno o más problemas y orientar los esfuerzos a alcanzar uno o más objetivos.

La realidad es que la oferta es algo que debe tener un cambio constante, principalmente porque tu audiencia cambia y es necesario hacer ajustes para seguir en sintonía, pero también debe haber un deseo interno de hacer las cosas mejor, tener un mejor producto o servicio, para que visualices esto piensa en el primer iphone y el iphone 13 pro Max o el más nuevo al momento que leas esto.

Si Apple mejora el iphone año con año, pues tu también deberías mejorar tu producto o servicio por lo menos año con año

3-   Marketing: El marketing es donde viene la magia, se endulza el oído buscando que la gente desee cosas o al menos eso es lo que te enseñan en la universidad, pero la realidad es que un buen marketing va más allá de eso, se trata de hacer match entre un buen producto para un buen cliente, en otras palabras, se trata de evitar venderle hielo a los esquimales.

Hacer buen marketing significa atraer a prospectos de calidad, filtrarlos y sólo venderles (en la medida de lo posible) a quienes cumplen con las condiciones para ser tu cliente, sí, se trata de ser selectivos para asegurarnos que le estamos vendiendo nuestro producto sólo a quien lo necesita, en la medida de lo posible tenemos que garantizar que aquellos que compren tengan los resultados deseados.

El buen marketing puede ser directo, puede ser de atracción, puede ser en frío, no hay una receta, la realidad es que mientras el proceso te ayude a cerrar clientes, clientes que en verdad puedes ayudar con tu producto o servicio, entonces estás haciendo las cosas bien.

Tener herramientas de marketing que te permitan automatizar un sitio web, landing pages, filtrar a tus prospectos y controlar a tus clientes es indispensable, sin embargo, recuerda que la estrategia es la clave del éxito.

Hacer buen marketing se trata de prometer lo que puedes cumplir y entregar mucho más que eso.

En resumen… Estoy seguro que tienes producto o servicios de buena calidad, sólo debes hacer las cosas de la forma apropiada y entonces estarás cerrando más tratos y generando más clientes satisfechos.

Recuerda que si puedo apoyarte en algo escríbeme!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Incrementa
tus ventas

Convierte extraños en clientes leales a tu marca. 

Libro-Funneliza Tu Empresa Libro